16/52 relatos: Pretty Boy by Aneizar L.

Pretty Boy La cita de hoy era una más de cada día. Eso pensé antes de conocer a la clienta, no era como el resto de mujeres que contrataban mis servicios. Ella era joven, guapa y con un cuerpo de escándalo. No podía entender como una mujer así deseaba contratar a un chico de compañía. En […]

16/52 relatos: Pretty Boy by Aneizar L.

39/52. Microrrelato: «Crema de Cacahuete».

 

Haz un relato o microrrelato en clave de humor sobre un personaje con miedo a los cacahuetes.

 

 

«Crema de cacahuete»

 

—Hoy vamos a vencer nuestros miedos.

—La Doctora Santey nos da una caja a cada uno, nos miramos desconcertados. Ninguno la abrimos estamos esperando la señal. Las manos me sudan muchísimo y el temblor tampoco ayuda, la caja acaba en el suelo y su contenido se esparce por todas partes.

—¿Cacahuetes? ¿Enserio Molly?—Los miro con mucho temor y me subo por completo en la silla, mi nerviosismo aumenta y señaló como una idiota a esos demonios con cáscara.

—¡QUE NO ME TOQUEN!, ¡QUE NO ME TOQUEN!— La Doctora se intenta acercar poco a poco, y yo me pongo cada vez más nerviosa, me devoro las uñas y acabo cayendo junto con la silla hacia atrás, quiero alejarme de mi muerte. Solo un roce y me hincharía como un globo hasta asfixiarme, solo pensarlo me pica el cuerpo y me falta el aire. Puedo recordar años atrás la experiencia traumática y la bienvenida de la parca.

—Molly, déjame que te ayude. Ya hemos hablado de esto, existen tratamientos. No te vas a morir, solo toca uno.

 

—¡JAMÁS! ¿Es que me quiere matar?— A mi alrededor todos me miran muy alucinados, recogen todo el veneno de nuevo a la caja y la dejan a los pies de mi silla todo bien colocado.

—Doctora Santey, comenzaré yo.— Anika resopla y comienza abrir su caja, muy despacio. Cierra los ojos, suda y niega con la cabeza aún así no duda y saca un espejo. Después de unos minutos abre los ojos y habla al espejo.

—Soy más fuerte que tú, me quiero.— Ella tiene el valor y debo respetarla, me levanto del suelo, me coloco en mi lugar y aplaudo y sonrió mostrando mi apoyo por su valor.

Después dejamos que reflexiones sobre su miedo. Todos pasamos la prueba, con diferentes sentimientos, siempre intentándolo. ¿Cómo me encuentro ahora? Tomando mi antihistamínico para comerme un sándwich de crema de cacahuete.

 

 


Siguiente: 40.Escribe una historia que tenga lugar en una carpintería.